“Diferentes estudios confirman que el queso puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y hasta reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares”: #Real

“Diferentes estudios confirman que el queso puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y hasta reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares”: #Real

Comparte

En Twitter la Embajada de Suiza en México aseguró que diferentes estudios comprobaron que el queso puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. Fast Check CL calificó como real esta información, ya que ciertos estudios efectivamente demuestran que el queso puede generar estos beneficios.


Si no tienes tiempo:

  • La Embajada de Suiza en México publicó en Twitter que «diferentes estudios confirman que el queso puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y hasta reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares».
  • Fast Check CL encontró tres estudios que evidenciaban que los productos lácteos (incluido el queso) podían reducir el riesgo de tener diabetes.
  • Además, un estudios demostró que el queso podía mejorar a largo plazo el funcionamiento cognitivo.
  • En el caso de las enfermedades cardiovasculares, se encontró un estudio que demostraba que el queso podía reducir el riesgo de tener un infarto y otro que, al contrario, aseguraba que el consumir queso aumentaba el riesgo.
  • Dos expertas en el tema sostuvieron que el queso tiene un gran aporte en proteína y calcio, pero contiene un alto porcentaje de grasa saturada, por lo que se debe consumir con moderación.

Por Isidora Osorio

El pasado 6 de marzo la Embajada de Suiza en México aseguró que diferentes estudios indicaría que el queso tendría beneficios para la salud, específicamente para combatir el deterioro cognitivo, la diabetes y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

«Diferentes estudios confirman que el queso, en cantidades razonables, puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y hasta reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares ¡Los suizos nunca dudaron de sus beneficios!», afirmó la embajada.

¿De dónde sacaron la información?

En la publicación comparten un artículo de la revista estadounidense Wired, titulado «Great News, America: Cheese Isn’t Bad for You» (Buenas noticias, América: el queso no es malo para ti).

En este texto se asegura que estudios han desmentido la idea de que el queso engorda y hace mal.

«Una gran cantidad de investigaciones sugiere que la reputación del queso como alimento que engorda y pone en peligro el corazón es inmerecida. Cuando se trata de peso y otros resultados clave para la salud (y dejando de lado el problema de la intolerancia a la lactosa), el queso es neutral en el peor de los casos e incluso puede ser bueno para ti», afirma la revista.

Para sustentar dichas ideas se dan a conocer dos estudios:

  • El primero, que fue publicado en The New England Journal of Medicine en 2011, plantea que «entre las mujeres suecas, una mayor ingesta de leche entera y queso se asoció inversamente con el aumento de peso». Esto quiere decir que al ingerir queso y leche entera bajaron de peso.
  • El segundo estudio que nombran es uno que fue publicado en Oxford Academic Journals en 2019. Este sostiene que «el consumo de lácteos fermentados, incluido el queso, está relacionado con un menor riesgo de ECV (enfermedades cardiovasculares) y el yogur, el queso e incluso la grasa láctea puede proteger contra la diabetes tipo 2».
Artículo de la revista estadounidense, Wired, en internet.

Estudios

En la publicación de la Embajada de Suiza en México se afirma que el queso puede ser útil para combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y reducir las enfermedades cardiovasculares. Fast Check CL buscó estudios para verificar si efectivamente dicha afirmación es real.

El queso puede combatir la diabetes: #Real

Además del estudio compartido por la revista estadounidense, Fast Check CL encontró tres investigaciones más que plantean que el queso o productos lácteos pueden combatir la diabetes tipo 2.

Se encontró un análisis publicado en la National Library of Medicine. En este se sostiene que el consumo de 30 gramos (diarios) de queso mostraba un efecto protector frente a la Diabetes Mellitus tipo 2 (DM2).

«Un modesto aumento en la ingesta diaria de productos lácteos como productos lácteos bajos en grasa, queso y yogur, puede contribuir a la prevención de la DM2», aseguran en el análisis.

Imagen de distinto quesos obtenida en Cuidate Plus.

Otra investigación, publicada en 2011 también en la National Library of Medicine, sugiere que los productos lácteos totales pueden reducir en un 5% el riesgo de tener diabetes tipo 2 y un 10% los que son bajos en grasas.

«El análisis de dosis-respuesta mostró que el riesgo de DM2 podría reducirse un 5% para los productos lácteos totales y un 10% para los productos lácteos bajos en grasa», sostienen.

Por último, un artículo realizado por el Instituto de Nutrición y Tecnología de Alimentos (INTA) de la Universidad de Chile, menciona que los quesos tienen vitamina K2, la cual se comprobó que disminuía el riesgo de tener DM2.

«Se postula que los lácteos fermentados incluido los quesos son una buena fuente de vitamina K2, esta vitamina se sintetiza exclusivamente por bacterias94, la vitamina K2 se ha vinculado recientemente con un riesgo reducido de DM2 HR=0,81 (IC95% 0,66-0,99)», plantean.

El queso puede ayudar a combatir el deterioro cognitivo: #Real

Un reciente estudio publicado en el Journal of Alzheimer’s Disease comprobó que el queso con el vino tinto ayuda a mejorar los resultados cognitivos a largo plazo.

«Las observaciones sugieren de manera dependiente del estado de riesgo que agregar queso y vino tinto a la dieta diariamente, y cordero semanalmente, también puede mejorar los resultados cognitivos a largo plazo», aseguran en la investigación.

De igual manera, una investigación publicada en la National Library of Medicine en 2012, comprobó que las personas que consumían lácteos al menos una vez al día tenían mejor rendimiento de la función cognitiva.

«Se determinó que los participantes que consumían productos lácteos al menos una vez al día tenían puntuaciones significativamente más altas en múltiples dominios de la función cognitiva en comparación con los que nunca o rara vez consumían productos lácteos», explicitan.

Quesos según su porcentaje de grasa, información obtenida en Vitónica.

El queso reduce el riesgo de enfermedades cardiovasculares: #Impreciso

Tal como se hizo con la diabetes y el deterioro cognitivo, Fast Check CL buscó investigaciones que probaran que el queso puede reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. En este caso se encontraron dos estudios, uno que encontró evidencia de que el queso puede reducir el riesgo de tener un infarto y otro que, al contrario, puede aumentar el riesgo.

El primero, un estudio publicado en Journal of Epidemiology & Community Health, comprobó que el queso no aumenta el riesgo de tener un infarto.

  • «Nuestros resultados confirman que la ingesta de leche y queso, y en consecuencia, el calcio no aumenta el riesgo de IAM (Infarto agudo de miocardio) en esta población italiana», afirman.

El otro estudio, que fue publicado en la National Library of Medicine, señala que el consumo de queso si presenta mayor riesgo de tener un infarto.

  • «El consumo de queso (1-2 frente a 0 porciones / día) se asoció con un mayor riesgo de infarto de miocardio», explicitan en la investigación.
Porcentaje de colesterol que tiene ciertos quesos, obtenido en Vitónica.

Opinión de expertos

Fast check CL conversó con Marcela Zamorano, académica de la Universidad de Santiago de Chile del Departamento de Ciencia y Tecnología de los Alimentos, quien aseguró que ciertos quesos tienen un alto porcentaje de grasas saturadas.

«Dicha afirmación no es del todo verdadera, ya que si bien el queso tiene un gran aporte proteico y de calcio también puede presentar altos porcentajes de grasa saturada, lo que en un futuro puede producir el infarto», sostiene.

«Por ejemplo, el queso gauda, mantecoso o cheddar tienen grandes cantidades de grasa saturada, lo que podría afectar a personas con problemas cardiovasculares. El quesillo y queso fresco son los que tienen poca grasa», agrega.

Marcela Zamorano

Coincide con ella Masiel Salazar, directora de la carrera de Nutrición y Dietética en la Universidad Santo Tomás, quien señala que se debe consumir con moderación por el mayor contenido de grasas saturadas y sodio que tiene.

«En el caso de dislipidemia,  obesidad  o problemas cardiovasculares se deben consumir con moderación por el mayor contenido de grasa saturada  y sodio», asegura en el sitio web de la Universidad Santo Tomás.

«Se aconseja seleccionar quesos bajos en sal, desnatados y frescos, ya que poseen menor cantidad de calorías, grasas saturadas, colesterol y sodio. En general la recomendación es consumir entre 40-60g diarios de queso curado al día equivalente a 2 o 3 láminas o 80g de queso fresco equivalente 2-3 rebanadas», agrega.

Conclusión

Fast Check CL calificó como real la información entregada por la Embajada de Suiza en México, ya que efectivamente existen estudios que demuestran que el queso puede ayudar a combatir la diabetes, el deterioro cognitivo y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. De igual manera, expertas en el área aseguran que debe consumirse con moderación por los altos porcentajes de grasa saturada y sodio que tienen algunos quesos.

Comparte